7 de julio de 2017

Sácale partido a la cámara de tu smartphone

Hace unos meses nos decidimos a viajar en familia fuera de España. Fue una decisión complicada porque viajar con un bebé de año y medio a un país extranjero no es fácil, pero a mi se me planteaban muchos problemas más: equipaje, comida, comodidades para mi bebé, etc, y entre todas estas preguntas en mi cabeza sonaba: y cómo vas a hacer fotos?. No me planteaba llevar mi cámara ya que es muy voluminosa y cargar con mi equipo no me apetecía y porque es un riesgo ya que es mi equipo de trabajo, así que empecé a barajar la opción de comprarme una réflex algo más sencilla y que me resolviera, pero había algo que me decía que igual no era buena idea (luego comprobé que con un bebé, por mucho que viajes con más gente, es complicado dedicar tiempo a hacer fotos). 
Finalmente decidí llevarme dos opciones: una cámara instantánea fujifilm y mi Iphone. Si, suena extraño que una fotógrafa diga que saca fotos con el móvil pero tengo que decir que fue la manera más fácil de resolver el problema. Con la cámara instantánea saqué sólo aquellas fotos que quería impresas para luego hacer un collage en casa (que aún está en proceso, pero tiempo al tiempo) y con el móvil todo lo demás. Así que lo primero que hice fue comprarme una funda para el móvil que tuviera correa, así lo llevaría cargado al cuello y lo tendría siempre a mano, y un objetivo gran angular para smartphones (un acierto!!). 

Para sacarle el mayor partido a tu smartphone en tus vacaciones debes tener en cuenta varias pautas:

Mantén la cámara y el objetivo externo en buen estado
Estos deben mantenerse limpios y sobre todo sin rayones. Si el objetivo externo que uses para tus fotos o la lente de tu cámara están rayados estás perdido, la foto nunca saldrá bien. 

Enfoca manualmente
Utiliza el enfoque manual de la pantalla de tu smartphone. Por omisión la cámara enfocará a la zona central de la imagen, pero si tu punto de interés está desviado puedes enfocar manualmente tan sólo tocando en la parte de la imagen que quieres enfocar. Ten en cuenta que cuando activas el enfoque manual puedes usar el bloqueo de enfoque y exposición, así no tendrás problema de que te vuelva a cambiar el enfoque. Juega con la posibilidad de enfocar aquello que te apetezca, como si trabajaras con una cámara réflex. 


No uses el zoom digital
O al menos evitarlo en la medida de lo posible. Cuando usas el zoom digital de tu smartphone la calidad final disminuye. Intenta evitarlo y muévete tú en el entorno, acércate. 


Utilizar el smartphone en posición horizontal

Siempre y cuando la imagen no te pida un disparo en vertical, claro. Si te has decidido a comprar un objetivo gran angular para tu smartphone el encuadre horizontal tendrá mucho más sentido para ti. 

Sácale partido a la regla de los tercios
Utiliza las guías de la pantalla para encuadrar utilizando la regla de los tercios, que es la regla que dividiendo la imagen en tres partes iguales (con tres divisiones horizontales y tres verticales) ubicas el punto de atención en cualquiera de las intersecciones y así consigues imágenes más equilibradas y de mayor atención visual. 


Busca apoyo
Utiliza las dos manos a la hora de sacar la foto. Busca la estabilidad y evitarás tomar imágenes desenfocadas (sobre todo cuando la escena es en movimiento). Si tienes mal pulso puedes usar un trípode para smartphones, es muy cómodo y no pesa ni ocupa espacio. Pasará desapercibido en tu bolso. 

Utiliza las ráfagas
Si tomas ráfagas de 3 ó 4 imágenes te asegurarás que al menos una salga bien, sobre todo cuando hacemos fotografía en grupo y nos arriesgamos a que alguien salga con los ojos cerrados. Recuerda que cuando haces fotos con tu réflex no haces un sólo disparo así que haz lo mismo con tu móvil. Trabaja con ráfagas y luego quédate con la mejor imagen. 

Utiliza el modo HDR
Para aquellos que no sepan que es el HDR son las siglas de High Dynamic Range en inglés, una técnica que permite un mejor rango dinámico de luminancias entre las zonas más claras y las más oscuras de una imagen. Para realizar un HDR el fotógrafo dispara tres imágenes exactamente iguales (realizar con trípode) donde una está expuesta para las sombras, otra para las zonas de iluminación media y una tercera para las luces. Una combinación de las tres dará como resultado una imagen perfectamente expuesta desde las luces hasta las sombras. Esta técnica no se realiza exactamente igual con tu smartphone, ya que al activar la opción HDR automáticamente se realizan las tres imágenes a la vez, aunque nunca está de más hacer uso de las dos manos para asegurarnos que nos movemos lo menos posible. 



Ilumina con el flash
Incluso en exteriores de día. Hay momento en que el sol está detrás del objeto a fotografiar y esto puede generar un contraluz que, aunque en ocasiones es bonito, no es lo que queremos, ya que buscamos que el objetivo quede bien expuesto. Podemos usar en estos casos el flash de la cámara para rellenar un poco la escena. 

Usa los auriculares como disparador
Seguro que no sabías que los auriculares de tu móvil pueden ser usados como disparador remoto de tu cámara. Pues sí, usando como disparador cualquiera de los botones del volumen ya puedes usar tus auriculares como cable disparador. 


No te conformes
Muévete, encuadra y dispara. Olvídate que llevas un smartphone en las manos y muévete como si estuvieras trabajando tu réflex. Agáchate, súbete a una muralla si fuera necesario y espera el momento correcto para disparar. 

Edita las fotos
Soy partidaria de que la imagen tiene que ser buena en el disparo, aunque luego sse pueda mejorar. Llegados a este punto creo que con las pautas que te he dado hasta ahora no necesitarás editar tus fotos antes de publicarlas, serán perfectas tal y como son. 


Hasta aquí todo por hoy, espero haberte ayudado, sobre todo a quitarte un peso de encima en tu próxima escapada.

HASTA LA PRÓXIMA!!


Con la tecnología de Blogger.

Follow me!

Seguidores